MUJER EMBARAZADA EN RIESGO Y ABORTO

                        AUTORAS: EMILIA CARMEN GRECO DE SAAD     MARÍA ESTELA TEJADA

 

“Después de un aborto la vida de una mujer nunca puede ser igual”

 Martha Infanzón

 

INDICE

  1. Introducción
  2. El aborto desde la dimensión bioética
    • Naturaleza biológica del embrión
    • Proceso psicológico de la decisión abortista
    • Consecuencias del aborto en la mujer
  3. Dimensión jurídica del aborto
  4. Dimensión psicopedagógica del aborto
  5. Aportes jurídicos, bioéticos y psicopedagógicos para el abordaje de las mujeres embarazadas en riesgo
  6. Propuesta de estrategias
  7. Conclusión
  8. Bibliografía y notas

 

  1. INTRODUCCIÓN

El aborto,  en el presente artículo se analiza desde los principios de la Bioética personalista ontológicamente fundada y de la Doctrina de la Iglesia Católica Apostólica Romana. El tema es abordado desde las dimensiones bioéticas, legales y psicopedagógicas, con el objetivo de defender el don de la vida humana; brindar aportes teóricos que protejan los derechos del nasciturus y de las mujeres embarazadas con riesgo de vida y proponer estrategias y acciones para prevenir la realización del aborto promoviendo una educación integral afectivo-sexual a través de la humanización de las orientaciones a la mujer embarazada en riesgo de salud.

Una embarazada en riesgo de salud es la que tiene factores asociados que pueden afectar negativamente la salud de la madre o del feto. Existen ciertos factores que determina que un embarazo sea de riesgo como: la edad, enfermedades, sobrepeso, embarazo múltiple, consumo de tabaco, drogas, alcohol. 

La Bioética, según Simón Vázquez, es la nueva ciencia de la vida que está a favor de la cultura de la vida, “….nos propone una reflexión   sobre el valor de la vida humana y la dignidad de la persona, desde presupuestos racionales y a la luz de los valores y principios morales”.

El  Pbro. Dr. José Juan García    define  a la Bioética como: “Disciplina ética de la vida. Es una parte de la Filosofía moral que estudia la licitud o ilicitud de las intervenciones sobre la vida del hombre y de las intervenciones relacionadas con las prácticas de las ciencias médicas y biológicas”. Su antropología de referencia es el modelo antropológico personalista ontológicamente fundado, como marco y valoración ética para el valor de la vida física corpórea, del amor conyugal y de la procreación, del dolor y de la enfermedad, de la muerte y del morir, de la relación libertad- responsabilidad, individuo y sociedad”

 La Bioética personalista ontológicamente fundada, propone soluciones de valor objetivo, universal y a veces de carácter absoluto entre la cuales se destaca el respeto incondicional por la dignidad, la vida y la integridad física de la persona humana desde su concepción hasta su muerte, y el rescate de una visión solidaria, que recuerda los deberes de la persona entendiéndola como un ser natural, naturalmente social.

Según el Pbro. Dr. José Juan  García “...ante el avance de la cultura de la muerte, que en si es una forma de anticultura,  sólo  la educación introduce progresivamente al hombre en la verdad, en el respeto a la vida y  en las justas relaciones con las personas...”.

Un ejemplo de esta nefasta cultura se plasmó en Argentina, en marzo del  año 2018 cuando se trató en el Congreso de la Nación Argentina el  “Proyecto de ley de Interrupción voluntaria del embarazo”,  fue aprobado por la Cámara de Diputados el día 14 de junio de 2018 y luego rechazado en Cámara de Senadores. En 2019 ha sido presentado nuevamente. En el  proyecto, se garantiza la realización del aborto hasta la semana 14 inclusive del proceso gestacional, estableciéndose excepciones.

El estudio del  aborto, no solo abre líneas de investigación netamente social-legal y psicopedagógicas, sino que plantea la cuestión del alto componente bioético que conlleva. Esto queda manifiesto al seguir con detenimiento el proceso biológico que se da para que una mujer aborte.

  1. EL ABORTO DESDE LA DIMENSION BIOETICA

Jorge Laferriere, expresa: “Para abordar estos dilemas bioéticos; el hombre en su dignidad personal se presenta como necesario punto de referencia. La persona es el criterio moral intangible. Cuando no se parte de una noción de persona humana, de su dignidad y de sus derechos fundamentales, las decisiones bioéticas se construyen desde una puja de fuerzas donde el más fuerte se impone sobre el más débil.”

Monseñor Gerardo Farrell advierte que “…Frente a las gravísimas y continuas violaciones a los derechos humanos que ocurren en el mundo entero, es necesario recordar que la defensa y la promoción integral de la dignidad de la persona humana son el centro y la finalidad misma de la Doctrina Social de la Iglesia. Entre todos los seres de la tierra solo el hombre tiene jerarquía de persona, es decir sujeto dotado de inteligencia, conciencia y voluntad libre y por eso mismo centro y vértice de todo lo que existe…”

El Pbro. Dr. José Juan García, manifiesta: “La persona es el punto de partida y de conclusión en los argumentos de la Bioética, porque en su ser hay una dignidad intangible e indisponible que antecede a toda conceptualización”.

Los fundamentos  de la bioética personalista del don de la vida humana son: el principio fundamental  de la defensa de la vida física y el carácter ontológico de la persona humana. De los principios referidos se comprende el motivo de la ilicitud del aborto, en cualquiera de sus modalidades quirúrgicas o químicas. Cuando no se aceptan estos principios se puede caer en la aceptación de las prácticas más aberrantes de experimentación con seres humanos como  son algunas técnicas de reproducción humana, como la fecundación in vitro, la experimentación embrional, la clonación, etc.”. El aborto nunca es la solución del problema y en la medida que se acepte el aborto, se irán aceptando nuevas matanzas de inocentes y otros actos deshumanizados como la eutanasia, el suicidio, entre otros.

Etimológicamente, “aborto” del latín ab-ortus, o aborsu derivado de  ab- (opuesto) orior (nacer), que significa “privación de nacimiento”. El término aborto remite a la idea de interrupción de un proceso. Aborto  es la  “pérdida del producto de la concepción antes de que sea viable”.

Al Mateen  expresa: “Tanto en las causa como en las consecuencias del aborto, se está frente a una situación, en la cual la vida humana pierde su valor intrínsecos”.

Afirma Infanzón,  “…Abortar es matar a un ser humano, si el aborto es provocado. El aborto, objetivamente, es la muerte de un ser humano no nacido. No importa si tiene un día de concebido o siete meses.”

 El Concilio Vaticano II, ha usado la expresión: el aborto es un “crimen abominable.”

El aborto: Es ilícito, nunca es la solución del problema, es la primacía de la madre sobre el hijo, es la interrupción de una vida.

  • NATURALEZA BIOLOGICA DEL EMBRION

La pregunta clave que emerge y precede toda discusión sobre este tema  es sobre el comienzo de la vida. ¿Cuándo comienza a existir vida propiamente humana?

La definición del estatuto biológico y antropológico de embrión, según el Pbro. Dr. José Juan García, es relevante no sólo por el interés teórico sino más bien por las implicancias prácticas que comporta. Las nuevas y crecientes posibilidades biotecnológicas sobre la vida humana inicial son puestas en la mesa de debate ético y jurídico”. Y agrega “…La dignidad humana es una perfección constitutiva e intrínseca,  es decir, depende de la existencia y característica de su ser. Es una condición especial que reviste todo ser humano por el hecho de serlo y lo caracteriza de forma permanente y fundamental desde la concepción hasta la muerte y no se  puede  renunciar a ella”.

VISCOVY  A. L. Y  SPINARDI  L,  señalan: “El problema principal es ¿dónde es lícito, desde un punto de vista estrictamente biológico, delinear el límite entre la vida y la ‘no-vida’?”; o sea, ¿se puede determinar un momento en este proceso en el que pueda decirse que antes no hay vida humana y después sí?

La respuesta es: “ El inicio de la vida coincide con el acto de la formación de una entidad biológica que contiene y está dotada del programa entero de crecimiento y de la información necesaria para desenvolver y atravesar todos los estadios de desarrollo que caracterizan a un ser humano y que son parte integrante de su historia natural.

La biología molecular, la embriología médica y la genética arrojaron mucha luz para responder la  pregunta sobre el inicio de la vida humana. La ciencia avala hoy que la vida empieza con la fusión del espermatozoide y el óvulo, llamada fecundación (del latín, fecundare: fertilizar).

En la Argentina existen tres corrientes para estudiar el inicio de la vida humana

  • •1) Es la corriente del ovocito pronucleado, que plantea que desde el momento que el núcleo del espermatozoide ingresa en el óvulo hay concepción. Esta corriente defiende la vida desde su estadio más temprano.
  • •2) La corriente, que puede considerarse intermedia, se llama “singamia”. Es la fusión de dos gametos para crear un nuevo individuo con un genoma derivado de ambos progenitores. Y plantea que la vida humana comienza cuando se fusionan las dos células, existiendo un sólo núcleo y formándose así el cigoto.
  • •3) La corriente que propone una mirada sobre la concepción más tardía es la anidación; que dice que existe concepción desde la semana 14 y en un medio adecuado el cigoto se anidará en la madre. Quienes postulan esta corriente dicen que lo anterior a la semana 14 debe ser considerado pre-embrión.

Shutterstock  acuerda que: “La  segunda corriente: EL CIGOTO -las células, espermatozoide y óvulo fecundados- es la instancia más clara para la ciencia, el derecho y la iglesia de que a partir de allí se concibe el inicio de la vida”

Es menester explicitar que en este trabajo, se adhiere a que  la concepción se refiere a la singamia como punto de partida o inicio de la vida humana.

VISCOVY  A. L. Y  SPINARDI  L, afirman  “…Biológica y lógicamente puede establecerse con certeza cuando comienza a existir la vida propiamente humana, solamente circunscribiéndose  al proceso embrional, dado que desde la concepción se da ya la totalidad del patrimonio genético: cigoto, mórula, blastocito, embrión, feto, neonato, niño, adolescente, joven, adulto y anciano.

ANGELO SERRA, explica: “La fecundación es el comienzo y adquisición del estatuto definitivo del ser humano. Y es donde se dan las 3 propiedades: coordinación (unidad), continuidad (singularidad) y gradualidad (regulación intrínseca). Programación  genética (unicidad, identidad e  individualidad) y expresa: “…Precisamente a causa de esta ley teleológica intrínseca, escrita en su propio genoma, cada embrión y por tanto también el embrión humano-mantiene constantemente su propia identidad, individualidad  y unicidad, permaneciendo sin interrupción el mismo e idéntico individuo a lo largo de todo el proceso, que comienza con la fusión de los gametos, no obstante la creciente complejidad de su totalidad”

El Papa Juan Pablo II en el Evangelium Vitae   afirma : “Desde el momento en que el óvulo es fecundado se inaugura una vida que no es la de la madre ni la del padre sino la de un nuevo ser humano que se desarrolla por sí mismo...”

El Pbro. Dr. JOSÉ JUAN GARCÍA, informa que “La vida del feto es indefensa, intangible e inocente”. En el momento mismo de la concepción se da ya la totalidad del patrimonio genético en el que se contienen perfectamente, aunque en estado potencial, todas las virtualidades que el embrión, el feto, el niño y el futuro adulto desarrollarán con el paso del tiempo siempre a partir de las órdenes emanadas del mismo embrión.

Los autores Alfredo L. Vescovi, y  L. Spinardi  expresan: “… todas las tentativas de reducir el embrión a una entidad privada de vida son vagas e insostenibles biológica y lógicamente. Como  por ejemplo, sostener, que el embrión no es un ser vivo porque es incapaz de “comunicarse” (relacionarse) es  absurdo. La misma falacia se encuentra en los que niegan al embrión la categoría de ser humano porque sería incapaz de elaborar información o de obrar de modo autoconsciente”.

 En Argentina, actualmente, se va incentivando una cultura abortista y anti vida. Se trata de garantizar el acceso a la interrupción legal del embarazo como un derecho de las mujeres y busca estandarizar esa práctica para evitar obstáculos. Para ello ha diseñado un “Protocolo para la atención integral de las personas con derecho a la interrupción legal del embarazo (ILE)”, con la pretensión que la aplicación  sea obligatoria en todo el territorio argentino y deba ser puesto en práctica en todas las instituciones sanitarias tanto públicas como privadas. La Academia Nacional de Medicina de Argentina afirma que esto  atenta contra los principios consagrados por la Constitución Nacional Argentina, Art. 19[1]. También expresó que: “… ve con honda preocupación la aplicación del protocolo” Según el Protocolo aludido, “el aborto es un derecho humano”.

“En la Provincia de San Juan no existe actualmente protocolo para las personas con derecho a interrumpir el embarazo.

 Asombra a dicha Academia, el tratamiento dado a los menores en ese Protocolo, tomando en cuenta el ejercicio de los derechos de la persona menor de edad enunciados en el Art. 26[2] del Código Civil y Comercial Argentino.

Observa que  desde el punto de vista de la objeción de conciencia en la práctica médica, admitida en forma expresa en la “ley 25673 de la que formaría parte ese Protocolo, y por otros documentos de carácter constitucional, podrá ser ejercida por el médico si ha lo ha expresado previamente por escrito…”

 “La Academia  se ve en la obligación, al ser una institución señera en la medicina argentina, de alertar a la ciudadanía, a las instituciones médicas y sociales, a los colegios médicos, a las instituciones judiciales y religiosas, sobre recomendaciones que están en contra de los principios más fundamentales de la práctica médica y de la defensa de la vida. El valor de la vida humana, indica que debe ser respetada desde su inicio”.

Su santidad el Papa Juan Pablo II asevera: “Los problemas ocasionados por el aborto, no son pasajeros sino que tienen un “fundamento real” en la perdida certera, voluntaria y culpable de un ser humano indefenso sobre el que se tenía la responsabilidad paternidad -  maternidad”.

  • PROCESO PSICOLÓGICO DE LA DECISIÓN ABORTISTA

En una mujer con convicciones normales, con fe o sin ella, la decisión de abortar es un proceso complicado y doloroso.

Según Ney, (1997):“Existe un vínculo madre-hijo tanto biológico como psicológico; el primero de ellos comprobable a través de la existencia de los cambios hormonales que se dan a partir de la concepción”

Miguel Fuentes expresa: “Apenas luego de la concepción, el óvulo fertilizado se acomoda en los pliegues del revestimiento del útero. Rápidamente, se desarrolla la placenta. De esta manera, la madre envuelve al bebé y éste se une íntimamente a su madre. A cada segundo madre e hijo monitorean sus respectivas químicas en sangre y emociones. No existe mayor intimidad humana Dicha intimidad se rompe o interrumpe con el aborto”.

Rosario Matte manifiesta: “Independientemente de que una persona haya tenido un aborto provocado, terapéutico o espontáneo, el hecho de que una mujer tenga que haber vivido una interrupción en su embarazo ya es motivo de dolor para ella, ya que el embarazo es un proceso que comenzó a gestarse no solo en el cuerpo, sino también en la psiquis de la madre, por lo que experimentar luego esa pérdida, por las razones que sean, trae repercusiones a nivel psicológico y emocional para la mujer y muchas veces también para su entorno” .

María Carolina Pavía,  concibe al aborto como un agente estresante de intenso impacto emocional con características de trauma y con connotaciones distresantes.

Algunos de los pasos regulares por los que suele pasar las mujeres a partir del momento de su embarazo son los siguientes:

1- Queda embarazada, lo que suscita un sentimiento maternal instintivo.

2- La tendencia natural de continuar con  la maternidad, entra en crisis por factores internos y externos.

3- Las presiones (problemas con padres, esposo, muchos hijos, falta de vivienda, enfermedad, clandestinidad, etc.) pueden llevar a un auténtico conflicto interior y enfrenta a la mujer a tomar  decisiones y buscar consejo.

4- Resuelve abortar: Según Pavía, la decisión de abortar se ve soportada por una serie de mecanismos psicológicos entre los cuales se destaca la mediación de los mecanismos de desensibilización, deshumanización, negación, racionalización y represión, sometimiento y resignación para hacerlo. Siente alivio y se cierra a todo tipo de  consejo y vive un shock en los últimos momentos. Para abortar una mujer tiene que eliminar sus propios instintos maternales que son de orden natural; para esto tiene que autoconcientizarse de que el ser que va a abortar no es un ser humano; con este intento de autoconvencimiento comienza el proceso de racionalización en contra de la propia conciencia moral y contra el mismo instinto natural. La mujer se enfrenta con un caos de conciencia.

Espera un milagro, para que alguien detenga el aborto, proceso que se presenta como superior a sus fuerzas.

5-¡Aborta!: Puede padecer endurecimiento interior, apatía, soledad, negación a asumir el aborto, lucha contra el miedo, la desesperación y la agresión.

Comienza el trabajo de reconstrucción patológica: se quiere volver a la normalidad cuanto antes y se llena de actividades. Pero normalmente en algún momento tiene lugar la ruptura del sistema de defensa que la persona implicada en el aborto construye en torno a sí.

  • CONSECUENCIAS DEL ABORTO EN LA MUJER

Señala  Miguel A. Fuentes  que “… luego del aborto se da un cuadro patológico que comprende un complejo de síntomas fisiológicos, psicológicos y espirituales, desencadenados tras la realización de un aborto procurado (voluntario). Entre los síntomas se puede citar: Síntomas de pesar y dolor, sentimiento de culpabilidad, agresividad, Incertidumbre afectiva, de agresividad, de incertidumbre afectiva, de fracaso  como madre, falta de deseo, alteración del sueño, anorexia, bulimia, etc. A menudo la mujer cae inconscientemente víctima de grave depresión, incluso psicosis, por ejemplo en la fecha cuando debería  haber nacido el bebe porque el cuerpo sigue su mandato biológico y tiene  memoria. Otra consecuencia del aborto es el efecto ‘boomerang’: Es cuando la mujer comienza a atormentarse a ella misma padeciendo el  mismo sentimiento de desamor y desamparo, que  ella supone  ha sufrido su hijo por parte de ella y se siente no querida, rechazada y abandonada. Es lo que se llama conciencia biológica. Es el grito de la conciencia se manifiesta después del aborto como síntomas o consecuencias físicas y psíquicas”.

“Es la conciencia la que le grita a la mujer que ha matado a su hijo”, un ser inocente, que dependía totalmente de la madre para sobrevivir.

La insistente posición de la Iglesia Católica de que “hay persona humana desde la fecundación”, por lo que el aborto debe ser condenado. Reza la Encíclica Evangelium Vitae. “La vida humana procede de Dios. Dios es su único Señor, el hombre no puede disponer de ella”.

El Papa Francisco ejerciendo el Magisterio de la Iglesia, en un asunto crucial como el aborto,  se dirigió a todos los gobernantes y gobernados para que se preserve un derecho inherente al ser humano y se combata contra la cultura de la muerte, que supone un fracaso colectivo. Dio un mensaje claro y directo en favor del respeto por la vida, desde “el momento de la concepción, reclamando que “…se garantice la protección jurídica al embrión tutelando a todo ser humano, desde el primer momento de su existencia”.

El aborto es uno de los principales desafíos de la Bioética, pues está en juego el derecho a la vida sobre el que se cimientan los demás derechos; su despenalización (solapada) supone un retroceso en la vida jurídica que torna a los derechos humanos en meros recursos retóricos desprovistos de fuerza vinculante universal.

  1. DIMENSIÓN JURÍDICA DEL ABORTO

El aborto, según la norma del Código Penal Argentino (artículo 86)[3], no es punible en los casos de riesgo de vida para la madre y embarazo producto de una violación. En la provincia de San Juan las mujeres que se encuentran en estas situaciones concurren a los médicos especialistas quienes las orientan para su atención en los hospitales públicos.

En esta dimensión se tiene en cuenta los fundamentos del Código Penal y las normas aplicables como: Constitución Nacional, Tratados Internacionales contenidos en la misma, Constitución de la Provincia de San Juan, legislación vigente que es aplicable en esta provincia.

“El análisis de la cuestión del comienzo de la persona humana es de vital importancia. Es preciso reconocer el carácter de persona del embrión humano o nasciturus desde el momento mismo de la fecundación. Es así que a partir de que el espermatozoide penetra el óvulo comienza la existencia de la persona humana y desde entonces el embrión debe ser sujeto de derechos que la legislación de cada país le debe reconocer”.

En Argentina se considera al nasciturus persona, por ello, el derecho positivo reconoce que la existencia de la persona comienza en el momento de la concepción.

A nivel constitucional, el artículo 75 reconoce el derecho a la persona por nacer durante toda la extensión del embarazo. Asimismo, el Código Civil consagra el comienzo de la persona física desde el momento de la concepción en el seno materno, siendo, desde ese momento, titular de un conjunto de derechos.

En la última modificación de la Constitución Nacional Argentina en el año 1994, se incorporó con rango constitucional numerosos Tratados Internacionales, con jerarquía superior a las leyes y que hoy son de aplicación obligatoria por parte del Estado Argentino. Dentro de esos Tratados Internacionales se encuentran algunos en los que específicamente se protege la vida humana desde la concepción en el seno materno.

 Tal el caso de la Declaración Americana de los Derechos y Deberes del Hombre que en su artículo 1.dispone que todo ser humano tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona.

La Declaración Universal de Derechos Humanos, Convención Americana sobre Derechos Humanos en su artículo 4. Del Derecho a la Vida afirma que:

  1. Toda persona tiene derecho a que se respete su vida. Este derecho estará protegido por la ley y, en general, a partir del momento de la concepción. Nadie puede ser privado de la vida arbitrariamente.

La Constitución de la Provincia de San Juan en consonancia con ello dispone en su art.15 la protección del derecho a la vida en todas sus etapas.

La Constitución Nacional ha delegado en las provincias numerosos poderes; entre ellos se encuentra el de garantizar la regulación por sí mismas en la administración de la salud de las personas en cada jurisdicción provincial (art. 121 C.N.R.A.). Todo lo que concierne a ello es sólo resorte de cada Gobierno Provincial y su Ministerio respectivo.

En el Derecho Argentino no se encuentra legislado el derecho al aborto, tampoco la obligación de abortar ni mucho menos la obligatoriedad para un profesional de la salud de realizar un aborto a una mujer, salvo cuando muy estrictamente esté en riesgo cierto e inminente la salud de la mujer. Es conveniente puntualizar que en la Argentina rige el Sistema Republicano de Gobierno lo que significa que el Poder Legislativo redacta y sanciona las leyes. El Poder Judicial aplica la ley, ello quiere decir que cada poder ejerce sus funciones específicas sin sobrepasar las funciones de otro Poder del Estado.

Por ello y en razón que el fallo FAL de la Suprema Corte de Justicia de Nación del año 2012, intenta imponer la realización del aborto a todas las mujeres (que lo pidan) sin respetar el límite establecido en el Código Penal Argentino y sin haber sido legislado por el Congreso de la Nación, hace cuestionable su aplicación en esta provincia que ha sido declarada provincia pro vida y lleva en su constitución y leyes el máximo respeto por la vida desde su inicio y durante todo su transcurso.

Con respecto a la aplicación literal del art.86 del Código Penal Argentino Inc. 1ro y 2do que fuera incluido en el año 1921 en el referido Código, encuentra en estos tiempos serios reparos por la comunidad científica que defiende el derecho a la vida sin discriminaciones, toda vez que la ciencia en todo el mundo, incluida la República Argentina ha logrado numerosos avances en cuanto a las enfermedades que pueden presentarse en el embarazo y otras que pueden afectar a las mujeres durante la etapa gestacional del naciturus. Por ello muchos profesionales especialistas sostienen que los adelantos científicos permiten el tratamiento en la mujer gestante de casi todas las patologías, sin tener necesidad de llegar a un aborto.

En el caso de la niña, adolescente o mujer que ha sufrido un ataque sexual, solo se ceñía antes a la mujer idiota o demente, pero hoy se ha ampliado el ámbito de aplicación. El hacerlo extensivo a otras mujeres se trata de una modificación realizada mediante un decreto y una sentencia que en el momento que fueron realizados responde a un criterio absolutamente ideológico y no guarda relación con la letra de las leyes fundamentales, ni del ideario jurídico y ético, ni tampoco con criterios científicos actuales.

Ello, sin perjuicio de aclarar que los casos de no punibilidad previsto en el art.86 incs. 1ro. y 2do adolecen de inconstitucionalidad sobreviniente en atención de la incorporación del derecho a la vida en la reforma constitucional del año 1994. Por ello es muy cuestionable esta pretensión de transformar en un derecho lo que es un delito. La no punibilidad no significa que esas conductas sean un derecho subjetivo, estos instrumentos que surgen en algunas provincias intentan generar mecanismos para otorgar auténticas licencias para matar lo que repugna a un estado de derecho.

  1. DIMENSION PSICOPEDAGOGICA DEL ABORTO

“Es la obra educativa la que ayuda al hombre a ser cada vez más hombre,

lo introduce cada vez más profundamente en la verdad,

lo dirige hacia un creciente respeto a la vida,

lo forma en las relaciones justas entre las personas”

Juan Pablo II

 “Durante las últimas dos décadas, Serruya y Fescina (2012) afirman,  la evidencia relacionada con la salud, las tecnologías y los fundamentos lógicos de los derechos humanos para abordar el aborto, han evolucionado ampliamente. A pesar de estos avances, se estima que cada año se realizan muchos  abortos. Sus consecuencias podrían haberse prevenido o haberse evitado mediante la: Educación y formación del sentimiento moral, la planificación familiar, los servicios para orientación interdisciplinarios y la atención especial en los servicios hospitalarios”.

Destacados estudiosos y profesionales, afirman que sólo la educación coadyuvará a prevenir el flagelo del aborto.

 La Universidad de Navarra ha manifestado:“…Nos negamos a solucionar la tragedia de un embarazo indeseado con la tragedia superior del aborto. Nos negamos a incorporar las técnicas abortivas a los contenidos de la educación. Nos comprometemos a formar profesionales para curar, investigar y ayudar. Nuestra ilusión es que la educación y la información lleguen a todas las mujeres. Saber es un derecho”.

El Pbro. Dr. José Juan García   afirma que, “frente a la cultura de la muerte se alzan las voces de la cultura de la vida. La cultura de la vida quiere demostrar el faro de luz que brota de lo humano, quiere impulsar un auténtico trabajo de educación”. “El personalismo ontológicamente fundado es la Filosofía que da esperanza, porque defiende al hombre en todas sus dimensiones y principios éticos para el diálogo intercultural  y agrega: La educación es proceso de perfeccionamiento intencional de las facultades específicas del sujeto de educación”.

El Documento de la Doctrina Social de la Iglesia, Iglesia y Comunidad Nacional N°155 destaca: “La formación integral de la persona es un objetivo mayor, ya que lo que en  definitiva persigue toda educación genuina es, humanizar y personalizar al hombre”.

Se considera a  la dimensión psicopedagógica como un pilar imprescindible en la educación de la sexualidad y  para coadyuvar a la prevención del aborto, a través de la educación integral afectiva-sexual. También  prevenir o disminuir  las muertes y discapacidades maternas que el aborto ocasiona;  dado el quehacer de la psicopedagogía implica un imprescindible compromiso con la propia maduración y realización personal del sujeto de aprendizaje. Para la psicopedagogía la visión antropológica del  sujeto de aprendizaje es la persona humana; concibiéndola como: una, única e irrepetible. Es un espíritu encarnado y sexuado.

Prevenir el aborto involucra tanto a las medidas que se toman para que un hecho negativo no ocurra, como aquellas disposiciones o acciones tendientes a disminuir los efectos dañinos de aquel evento que no pudiera evitarse.

La Psicopedagogía, es: Una ciencia que se adapta y enfrenta a los cambios que se producen en la sociedad y que inciden en las personas en situación de aprendizaje, lo que ocurre desde el nacimiento hasta la muerte de las mismas. Interviene en la educación y en el proceso de salud-enfermedad de los sujetos. Trabaja con el ser humano en cambio, en todas las modalidades y niveles de educación. Sus incumbencias habilita al profesional psicopedagogo, a través de sus dos funciones principales: Prevención y Asistencia de los trastornos de aprendizaje, que se ejercen en diferentes ámbitos públicos y privados: Educación, Salud, Acción Social, Laboral,  Judicial y  Empresarial. También participa en docencia e investigación. Actúa preferentemente en forma inter o transdisciplinariamente. 

Se considera a la educación “como un proceso por el cual el individuo recibe un conjunto de conocimientos e influencias externas (educare) que le permiten el desarrollo de sus propios recursos y capacidades (educeré)”

La educación es un proceso de perfeccionamiento del hombre, que dura toda la vida y en virtud de la misma se espera que llegue a ser capaz de conocer, valorar y ordenar la sexualidad en el marco del amor, la vida y la dignidad humana.

Educar es una tarea humanizadora donde interviene el psicopedagogo. Educar significa: ayudar a otro a adquirir convicciones de su propio actuar, responsabilidad, instrumentos críticos, criterios de valoración y motivaciones, con el fin de que pueda hacer una síntesis entre libertad y responsabilidad. Significa ofrecer criterios objetivamente fundados y definitivamente claros para el actuar porque si el que actúa no está guiado por un criterio vinculante, su elección se convierte en una elección ciega y una elección ciega no es libre.

  • EDUCACIÓN DE LA SEXUALIDAD

Según Orlando Martin: “…La educación sexual integral es una transdisciplina. Se construye desde una antropología, desde una psicología evolutiva y de la personalidad, desde la sexología, desde la bioética, desde la psicopedagogía para lograr elaborar un saber que se estructura pedagógicamente en unidades de aprendizaje, de acuerdo a un educando en particular, contextuado por su género y edad, por su familia y ámbitos socio-cultuales propios”.

 Según Di Pietro: “La educación sexual integral debe obtener grandes metas: -Educación a la identidad sexual, a la castidad, a la vida y  la educación del sentimiento moral.

La educación emocional o de la inteligencia emocional es la capacidad de percibir, expresar, comprender y gestionar las emociones. Es muy importante  porque cuanto más se  comprende estos aspectos tanto personalmente como  de los demás, mejor será la salud mental y  el desarrollo social de los educandos. También para la formación integral afectivo- sexual, porque sin emoción no hay aprendizaje. La inteligencia emocional es una competencia cognitiva que puede educarse aprenderse a lo largo de toda la vida. Se plantea a la educación formal como el contexto ideal para llegar a toda la población y que en ésta pueda desarrollar las competencias emocionales, si bien debe extenderse a otros contextos socio comunitarios y a las organizaciones. Las competencias emocionales son competencias básicas para la vida y deben estar presentes en la práctica educativa.

También incide en la educación afectivo- sexual de modo muy significativo las nuevas   tecnologías y los medios digitales. El Cardenal Elio Sgrecia- Padre de la Bioética Personalista-expresa:“El cuerpo es la primera tecnología, por medio del cual interviene nuestro “yo” en el mundo. La bioética será la búsqueda de aquellas acciones que lleven al hombre al cumplimiento de su naturaleza, a la plenitud de su humanidad, para que no suceda aquello que dijo Einstein: “Nuestra tecnología ha superado nuestra humanidad.

La educación integral afectivo-sexual es un gran desafío, en los tiempos post-modernos, por el perfil del sujeto de aprendizaje y las características de la época. Vattimo define el perfil del hombre posmoderno como: Desencantado, aséptico, sin entusiasmos desmedidos, sin causas heroicas que lo apasionen, consumista y hedonista. Actualmente se observa: banalización de la sexualidad, una “revolución sexual” caracterizada por permisividad sexual, contracepción de emergencia,  vínculos sin compromiso, etc.

Tampoco favorecen dicha  educación los objetivos del milenio: aborto seguro, gratuito y legal, ni la promoción de la planificación familiar, el aumento de los abortos,  la promiscuidad y el uso de los anticonceptivos.

Ante este panorama instaurar una educación integral afectiva-sexual exige un abordaje interdisciplinario, aún más si el objetivo es que la misma, ayude a la prevención de la práctica del aborto.

Existen dos enfoques teóricos de la educación sexual integral los que se fundan en que la realidad sexual es percibida de acuerdo con los valores, con el concepto de hombre y de la educación  que se posea.

Uno de los enfoques parciales, que no dispone de un marco antropológico  sólido, distorsiona la realidad total que es la persona sexuada. No se dan puros ni aislados. Entre ellos se encuentran  los enfoques: Biológico-Higienista,  Hedonista, Socio-Culturalista, el Moralista y el mecanicista. El otro, es el enfoque-no parcial-es el comprensivo- personalista (holístico/integral) que es el adopta la psicopedagogía.  Su objetivo: es la realización plena del hombre y de todos los hombres, considera a la “Sexualidad” como la condición existencial humana y cualificadora de la persona. Afirman: “Estamos llamados a formar las conciencias no a pretender sustituirlas”.

 El PAPA FRANCISCO da su: ¡SÍ A LA EDUCACIÓN SEXUAL!, sostiene su necesidad y  pregunta “si nuestras instituciones educativas han asumido este desafío  en una época en que se tiende a banalizar y a empobrecer la sexualidad. Ella debe realizarse “en el cuadro de una educación al amor”.

Argentina, en 2006 explicitó su política pública sobre la educación sexual a través de la promulgación de la Ley Nacional 26150  aprobando un Programa Nacional de Educación Sexual Integral, estableciendo el derecho de todos los educandos a recibir educación sexual integral, en las instituciones escolares y de manera sistemática, como temática curricular, transversal y obligatoria para todas las carreras de formación docente. También aprueba  los lineamientos curriculares que establecen los propósitos formativos y aprendizajes que deben desarrollarse en la educación inicial, primaria y secundaria. Define a la “educación sexual integral” como la que articula los aspectos biológicos, psicológicos, sociales, afectivos y éticos.

La aplicación correcta de la norma dependerá de que:

-Se favorezca una educación humanizadora en la que el educando pueda desarrollar sus capacidades, logre una educación a la identidad sexual, a la castidad, una educación a la vida y a la educación en valores en un contexto postmoderno.

-Se contemple siempre los conocimientos previos sobre educación de la sexualidad que los alumnos adquieren en los ámbitos en que se desarrollan.

-Se considere: La universalización de la implementación de la temática en todos los establecimientos educativos del país, la capacitación de los docentes, el apoyo y asesoramiento de equipos interdisciplinarios, como son en San Juan los gabinetes técnicos Interdisciplinarios de Educación del Ministerio de Educación, los que está integrados por psicopedagogos, psicólogos, asistentes sociales , fonoaudiólogos y terapistas ocupacionales.

  1. APORTES JURÍDICOS, BIOÉTICOS Y PSICOPEDAGÓGICOS PARA EL ABORDAJE DE LAS MUJERES EMBARAZADAS EN RIESGO

Se consideran las legislaciones nacionales e internacionales que protegen la vida y los fundamentos de la bioética personalista. Se parte del concepto de  persona humana, de su dignidad y de sus derechos fundamentales a fin de promover la cultura de la vida, a través de   los siguientes aportes:

1)  Abordar los casos previstos en el Código Penal Argentino (art.86), en  todo el territorio de la Provincia de San Juan desde la perspectiva de los Derechos Humanos, no realizando abortos. Aplicando medidas  especiales de asistencia y protección de acuerdo a las normas constitucionales argentinas.

2) Otorgar en todas las entidades sanitarias públicas, a todas las mujeres embarazadas en riesgo de salud, una atención integral, personalizada e interdisciplinaria tendiente a la no realización del aborto y a la protección de la integridad física y psíquica de la madre y el nasciturus.

3) Determinar si -la mujer que solicita un aborto- es capaz (mayor de 18 años) o es una menor o una mujer por la que debe efectuar la solicitud un representante legal (menores de 18 años), dementes declaradas como tales y otros supuestos en los que la embarazada no pueda expresarse por sí misma. Si quien lo solicita es un representante, debe acreditar tal condición, así como -contar con la documentación pertinente y  demostrar la falta de competencia de la embarazada.

4) Garantizar en los organismos que asistan a las mujeres embarazadas en riesgo de salud, el derecho a la seguridad y protección de la mujer y del hijo por nacer. Lo que se lograría si en los servicios de salud se adoptaran los siguientes principios:

a- Confidencialidad: Cumpliendo con el Derecho a la privacidad: Toda información relativa a la participación de la mujer, niña o adolescente o su representante legal dentro del proceso de atención sanitaria debe ser protegida, asegurándose la confidencialidad y restringiendo la divulgación de cualquier información sobre el caso.

b- Celeridad: A las mujeres que requieran la práctica del aborto comprendida en el art.86 del Código Penal Argentino, se les debería garantizar una atención bio-médica y jurídica rápida que le asegure la protección de su derecho humano y el del hijo concebido. Las instituciones públicas en las que sean atendidas deben prestar la colaboración necesaria para que de inmediato ingresen en el organismo que contenga pautas de protección de los derechos humanos implicados.

c- Gratuidad.

d- Óptima asistencia sanitaria: Con el cumplimiento de los mismos se garantiza la integridad física y psíquica de la mujer, lo que supone se tomen medidas que tiendan a proteger a las madres en riesgo, al nasciturus y a las madres víctimas, evitando la revictimización y no accediendo a la práctica del aborto.

5) Conformar, en    los organismos públicos de salud para la atención  integral de la madre y del nasciturus, un equipo de atención interdisciplinaria permanente para el abordaje de mujeres embarazadas con riesgo de vida que solicitan el pedido de aborto.

Para el abordaje y seguimiento de los casos dicho equipo debería estar integrado principalmente por médicos (ginecólogos, clínicos, pediatras); profesionales de la salud mental (psicólogos, psicopedagogos, psiquiatras); abogados; asistentes sociales, policías, educadores, sacerdotes y otros      participantes que se consideren necesarios.

Las funciones a  cumplir  por el equipo interdisciplinario serán:

  • Optimizar la articulación y coordinación entre organismos de gobierno (salud, desarrollo humano, educación y justicia) para efectuar prevención del aborto y asistencia a las madres en riesgo, a las víctimas, al nasciturus y sus familiares.
  • Asesorar a la madre y familiares respecto a la necesidad de protección integral del niño no nacido; a la madre en los casos de riesgo de vida y a la mujer víctima de ataque sexual en todos los casos. El profesional deberá esclarecer que en el caso de aborto se mata el niño no nacido y que su responsabilidad debe ser, hacer lo concerniente a que su hijo nazca con vida, dándole a conocer como se mata al niño practicando un aborto.
  • Disminuir en cuanto sea posible  los problemas físicos y psicológicos de la madre produciendo las derivaciones correspondientes tendientes a valorizar la vida del hijo concebido y de la madre y puntualizando en las consecuencias del aborto.
  • En el caso de la mujer que diga haber sido violada, los primeros pasos deben consistir en establecer si la mujer esta efectivamente embarazada, saber el tiempo de embarazo y confirmar el nivel de riesgo de la vida de la madre. En esta etapa de atención será el momento en que el equipo brindará información adecuada, completa y veraz a fin de ayudar a la mujer a que tome conciencia sobre el derecho a la vida del concebido.
  • El abordaje de los casos deberá desarrollarse protegiendo el derecho a las dos vidas y a la dignidad humana del nasciturus y de la mujer embarazada en riesgo de salud.

6) Promover para todos los sujetos de aprendizaje  de San Juan, una educación integral afectiva-sexual, considerando al hombre como un ser bio-psico-social y espiritual  según los principios de la Bioética Personalista, ontológicamente fundada.

7)  Favorecer la implementación de la ley de educación sexual argentina N*26150/2006 y los lineamentos curriculares pautados en la Res. CFE 045/2008, en las escuelas de la provincia de San Juan, en cuanto  no se oponga a los fundamentos de la Bioética Personalista. No deberán incorporarse las técnicas abortivas a los contenidos de la educación.

8) Garantizar  en todo organismo público de la provincia de San Juan, en especial el Ministerio de Educación, la información sobre el derecho a la vida y  la formación del sentimiento moral a todas las embarazadas en riesgo de vida,  con la participación de  los Gabinetes Técnicos Interdisciplinarios de Educación dependientes de dicho ministerio, creados en San Juan desde 1977.

9) Promover  con la educación integral afectiva-sexual, actitudes positivas y comportamientos responsables que posibiliten sujetos sanos, equilibrados y una mejora en las relaciones humanas y en la formación de parejas felices.

10) Lograr concientizar a través de la educación integral afectiva-sexual que no se debe despenalizarse el aborto, porque:

-El Derecho se determina por lo justo, no por el gusto o el deseo de uno, varios o muchos.

-Cuando el Derecho rechaza el aborto, no establece diferencias injustificadas, sino que extiende a todos las mismas e iguales exigencias de justicia para proteger la vida humana, la familia y el bien común.

- La vida humana comienza con la concepción.

-El derecho a la vida es el primer derecho humano.

-El aborto voluntario es siempre un homicidio.

-Nadie tiene derecho a matar un ser humano inocente.

-El aborto: legal o ilegal  es un delito, no interrumpe el embarazo, interrumpe la vida del no nacido.

-La Medicina y todas las Ciencias deben salvar vidas y no destruirla.

-La familia es fundamental en la edificación de la cultura de la vida.

-Todo acto educativo debe exaltar lo humano.

-La educación debe promover el respeto total a la dignidad de la persona durante toda  su vida.

 -La ética y la moral que regulan la conducta del hombre, son los pilares de la educación integral afectivo- sexual.

 

  1. PROPUESTA DE ESTRATEGIAS

Para coadyuvar al logro del desafiante objetivo de la prevención del aborto en la provincia de San Juan y superar ciertos reduccionismos, antinaturales, biológicos, psicologistas cuando se trata de la educación integral afectivo-sexual a fin de favorecer el primer derecho natural: La VIDA, se proponen las siguientes estrategias:

* ESTABLECER coordinación con la Diplomatura en Educación Sexual Integral que desarrolla la Universidad Católica de Cuyo, a través del Instituto de Bioética, para diseñar campañas, talleres con padres, docentes y profesionales, conferencias, simposios centrados en la problemática de la cultura de la vida.

* CONVOCAR desde la Cátedra de Bioética de la Facultad de Medicina de la Universidad Católica de Cuyo, a instituciones oficiales y otras organizaciones públicas y privadas, interesadas en  fomentar la educación integral afectivo-sexual desde la óptica de personalismo ontológicamente fundado

* CONVOCAR a integrarse a instituciones y  organizaciones públicas y privadas, interesadas en fomentar la educación integral afectiva-sexual, desde la óptica de la Bioética personalista ontológicamente fundada, para generar acciones interdisciplinarias que promuevan la no realización del aborto.

* PROMOVER con organizaciones pro-vida, que estén dedicadas a hombres y mujeres afectados por el aborto a realizar investigaciones interdisciplinarias sobre las consecuencias del aborto.

* COADYUVAR desde el Instituto de Bioética de la Universidad Católica de Cuyo con los Ministerio de Salud Pública, Desarrollo Humano y de Educación en:

-Realizar  actividades de prevención y de capacitación respecto del aborto coordinando con el área de docencia e investigación de los hospitales públicos.

-Brindar información y estadísticas a la población referidas a las enfermedades y consecuencias físico-psíquicas del aborto.

*Realizar con instituciones educativas, universidades, ONG y  organismos públicos campañas de educación integral afectiva-sexual a fin de prevenir el  aborto

*IMPULSAR, con la Escuela de la Familia de San Juan, medidas tendientes a la educación integral afectiva-sexual como complemento del amor de los esposos, poniendo el acento en la responsabilidad frente a la paternidad para prevenir en todos los casos, la mera posibilidad de realizar un aborto.

*COORDINAR con El Ministerio de Educación para  a través de la Dirección de Gabinetes Técnicos Interdisciplinarios de Educación se lleven a cabo actividades conjuntas sobre educación emocional y de asesoramiento a mujeres  embarazadas en riesgo de vida.

*COORDINAR  con  Instituto Santa Teresa la realización de un ateneo sobre aborto y educación del sentimiento moral.

*DICTAR Cursos sobre “El Aborto” con las siguientes temáticas:

-El don de la vida humana como fundamento de la Bioética Personalista.

- Dimensiones y aportes jurídicos, bioéticos y psicopedagógicos del aborto.

*PROPONER al Congreso de la Nación la modificación del art.86 inciso primero del Código Penal Argentino se incluya que la vida se inicia desde la concepción en el seno materno (en  lo ratificado en las convenciones y ante los avances científicos en la materia, garantizando a través de los servicios de Salud Pública del Estado Argentino la asistencia a toda mujer embarazada que se encuentre en riesgo de vida. Por cuanto existen tratamientos médicos que pueden lograr definir cuando el embarazo es de riesgo grave y poder continuar, aplicando un estricto seguimiento a la madre y terapéutica.

  1. CONCLUSION

La Bioética, el Derecho y la Psicopedagogía implican una accionar interdisciplinario  para prevenir el aborto, promover el derecho a las dos vidas en el abordaje de las mujeres embarazadas con riesgo de vida y víctimas de violación, comprendidas en el aborto no punible del Código Penal Argentino y para promover asesoramientos, orientaciones legales y aprendizajes sanos, por medio de la “educación integral afectiva sexual” en los ámbitos cognitivo, volitivo y afectivo; orientando al desarrollo del dominio de sí, la adquisición de virtudes, el juicio crítico y conciencia moral para asumir y ejercer la sexualidad desde la perspectiva humanista y de los principios de la Bioética Personalista Ontológicamente Fundada, propiciando el conocimiento de sus derechos y los del nasciturus.

  1. BIBLIOGRAFIA Y NOTAS

*ANDORNO, Roberto L., El Derecho a la Vida (1989) ¿Cuándo Comienza? (A propósito de la fecundación “in vitro”), en “ED” Tomo 131.

* ANDORNO, Roberto, (1995) ¿Es Inconstitucional la Incriminación del Aborto?, en “La Ley Buenos Aires”

*ACADEMIA DE MEDICINA DE LA REPÚBLICA ARGENTINA (www.acamedbai.org.ar) 30 de julio de 2015)

*ÁLVAREZ TRONGÉ, Manuel (2016) “La educación del futuro” Proyecto Educar 2050

* AGUER, Héctor (2011) Bioética y pastoral de la vida. Argentina

* ANDUJAR, M y BUENO, M (2013) “Educación Sexual en la Escuela” Ed. IGZ-San Juan-Argentina

**Bioética y pastoral de la vida. http://fraynelson.com/

* BOTTINI DE REY, Zamira (1988) “Educación de La Sexualidad” Ed. Estrada. Bs.As. Argentina.

* CALDERONE, Mary. “(1960).”Abortos ilegales como un problema de salud pública” EEUU

* CASTAÑEDA, Adolfo J. (2016) “Bioética y pastoral de la vida. Educación de la sexualidad”.

*CONSTITUCIÓN NACIONAL de la República Argentina. Constitución de la Provincia de San Juan.

** DI PIETRO, María Luisa “Sexualidad y Procreación Humana” Editorial de la UCA. Argentina-.

* FOLKENAND, Raquel (2007)”Fundamentos para una educación en el amor” Fondo Editorial U. C. C -

* FAZIO, M. García (2008) “Las corrientes culturales contemporáneas”. Ed. El Ateneo. Bs, As. Argentina.

* FRANCK, Inés. (2011) “Educación Sexual Integral “para la Conferencia Episcopal- Argentina

 * DECLARACIÓN DE NAVARRA (2009) “Universidad y vida”. Por la nueva ley del aborto en España.

* FRANCISCO –Papa-(2016) “AMORIS LAETITIA (LA ALEGRÍA DEL AMOR) “www.vatican.va

* FUENTES, Miguel A. (2007)”Las verdades robadas” EDIVE, San Rafael, Mendoza, Argentina

*GALAN, Carlos Luis y BRARDINELLI, Rodolfo, Luis (2010) “Manual de la Doctrina Social de la Iglesia” Ediciones del Encuentro. Buenos Aires Argentina.

* GARCÍA, José Juan (2004) “Bioética y Persona Humana”. San Juan. Argentina

* GARCÍA, José Juan (2006) “Compendio de Bioética”. Librería Córdoba. Buenos Aires, Argentina.

* GINDIN, León Roberto (2000). Editor www.consultasex.com .Universidad Abierta Interamericana.

* JUAN PABLO II-Encíclica Evangelium Vitae (n, 97). N°12.

*JACOBY, Tamar (1988) “¿Acaso el hombre no tiene voto?” Newsweek Magazine.

*LAFERRIÉRE Jorge Nicolás,” El Derecho ante las nuevas Cuestiones de la Bioética”. Argentina.

*LIPOVETSKY, Gilles (1986) “La era del vacío”  Barcelona. Ed. Anagrama España.

* Ley Nacional N° 26.150 (2006) “Programa Nacional de Educación Sexual Integral” República Argentina

* MAGUIRE, Daniel C. (1983) “El Aborto: Una Guía para Tomar decisiones éticas.”

* MARTIN, O y MADRID, E (2006) “Didáctica de la Educación sexual”  Ed. SB. Buenos Aires-Argentina.

*PALAZZANI, L (1993) “La fundamentación personalista en Bioética” Cuadernos de Bioética. Argentina.

* PAVÍA, María Carolina (2013) “Consecuencias psicológicas del aborto en la mujer a muy corto plazo. Búsqueda de indicadores objetivos en el Psicodiagnóstico de Rorschach” Universidad Católica Argentina.  República Argentina. 

* PEYRANO, Guillermo F. (2003) “Bioética, Dignidad y Derecho”, en “JA”, Tomo III.

* POSAVAC, E. y MILLER, T. (1991) “Las secuelas psicológicas del aborto terapéutico - EEUU

*RODRÍGUEZ VARELA, Alberto, (1990) “Vicisitudes del Derecho a Nacer”, en “La Ley” Tomo B

* RUE, V, SPECKHARD, A, ROGERS, J.  (1987) “Las Secuelas Psicológicas del Aborto” Washington.

* SERRA, Ángelo (2006) “La contribución de la Biología al estatuto del embrión”www.bioeticaweb.com

* SGRECCIA, Elio (2000) “Manual de Bioética” Ed. Diana México.

*VATTIMO, Gianni. (1988)”El pensamiento débil” Madrid España.

* VIGOSTSKY, Liev (2001) “Psicología y Educación “Psicología Pedagógica” Ed. AIQUE.

*“Donum Vitae” Congregación para la doctrina de la Fe.

¿Cómo citar esta voz?

Sugerimos el siguiente modo de citar, que contiene los datos editoriales necesarios para la atribución de la obra a sus autores y su consulta, tal y como se encontraba en la red en el momento en que fue consultada: Emilia Carmen Greco De Saad, María Estela Tejada, MUJER EMBARAZADA EN RIESGO Y ABORTO, en García, José Juan (director): Enciclopedia de Bioética.

 

[1]  Constitución Nacional  Argentina: Art. 19… “Ningún habitante de la Nación será obligado a hacer lo que no manda la ley, ni privado de lo que ella no prohíbe”. 

[2]   Código Civil y Comercial Argentino, Art. 26: que “presume que el adolescente entre 13 y 16 años tiene aptitud para decidir por sí respecto de aquellos tratamientos que no resultan invasivos, ni comprometen su estado de salud o provocan un riesgo grave en su vida o integridad física. Si se trata de tratamientos invasivos que comprometen su estado de salud o está en riesgo la integridad o la vida, el adolescente debe prestar su consentimiento con la asistencia de sus progenitores…”

[3]   CODIGO PENAL ARGENTINO. TITULO I-Capítulo I. - DELITOS CONTRA LA VIDA .ARTICULO 86

Incurrirán en las penas establecidas en el artículo anterior y sufrirán, además, inhabilitación especial por doble tiempo que el de la condena, los médicos, cirujanos, parteras o farmacéuticos que abusaren de su ciencia o arte para causar el aborto o cooperaren a causarlo.

El aborto practicado por un médico diplomado con el consentimiento de la mujer encinta, no es punible:

1º Si se ha hecho con el fin de evitar un peligro para la vida o la salud de la madre y si este peligro no puede ser evitado por otros medios.

2º Si el embarazo proviene de una violación o de un atentado al pudor cometido sobre una mujer idiota o demente. En este caso, el consentimiento de su representante legal deberá ser requerido para el aborto


BIENVENIDOS A LA ENCICLOPEDIA

 

clip image001

Con gran alegría comunicamos a nuestros Lectores de la Enciclopedia que en el mes de Mayo de 2018, hemos superado las 2.500.000 VISITAS y ya contamos con 145 VOCES en el contenido de esta enciclopedia.

 

Felicitamos y agradecemos sinceramente a nuestros distinguidos AUTORES por su GENEROSIDAD al compartir sus conocimientos mediante nuestra enciclopedia virtual, obra fundada en MAYO de 2011.

 

También reconocemos la colaboración de nuestros lectores cuyas visitas nos motivan a continuar con este trabajo. 

Nos empeñamos de ofrecer un servicio a la Cultura de la Vida. La Bioética, nueva ciencia de la vida humana, es una disciplina que convoca los estudios de las más variadas ramas del saber: la biología, la medicina, la psicología, el derecho, la filosofía, la teología, etc.

 Ojalá encuentres en estas "voces" respuesta a tus inquietudes. Somos conscientes de que nuestro tiempo necesita volver a la "pasión por la verdad". Sólo ella nos hace libres. Nos da alas para volar al don inmenso del amor, que se vuelve responsabilidad por el otro, el más débil e indefenso.

La Universidad quiere hoy ser más todavía, testimonio de luz, ámbito comunitario de búsqueda y contemplación de la verdad. La compartimos con ustedes.

 


 Galeria de Videos

 

Desarrollo Sostenible

Roboetica

 

Visitas totales

Visitas del artículo
29779125

Usuarios online

Hay 132 invitados y ningún miembro en línea

Enciclopedia de Bioética

La Enciclopedia es una obra de consulta dinámica, gratuita y universal. Está dirigida a los alumnos, docentes, investigadores y público en general que deseen profundizar en la variada y rica temática de la Bioética.

Contacto

  • Av. José Ignacio de la Roza 1516 Oeste - Rivadavia
    C.P. 5400 - San Juan, Argentina
  • Tel: +54 264 4292300
  • info@uccuyo.edu.ar